Mientras Rubí y familia disfrutan la fama, su abuelita de 97 años no tiene para comer

0

Matehuala, San Luis Potosí.- Sobrevive a la recolección de Pet . A los 97 años , la edad pesa en Demetria García Puente. Luce agotada por el tiempo y el abandono entre las paredes de la casa edificada con restos  de ladrillos ubicada en la calle San Juan Bautista #404 “b”, en Ampliación Guadalupe, Matehuala… olvido.

Hambre. Frio… Demetria ha pasado días sin comer al lado de un hijo enfermo que le acompaña. Lo opuesto lo vive su nieta Rubí, la quinceañera que tomó fama en redes sociales.

En Ampliación Guadalupe un lujo es alcanzar los 90 pesos  gracias a la recolección de Pet. La suma le permite a Felipe Ibarra García preparar una sopa de fideo, frijoles o coser papas para irla pasando junto a su madre, según señala en la publicación de Antena  San Luis Potosí.

Felipe se ve limitado en poder hacer mas, está saliendo de una cirugía de cataratas a la que fue sometido… su hermano, Crescencio Ibarra García, padre Rubí, asegura, no se ha parado por ahí. Ni nos invitaron a la fiesta, somos pobres, señalo Felipe a ala edicción.

La historia se ha difundido a través de redes sociales, algunos usuarios afirman que no es responsabilidad de la joven ni de su familia la manutención de Demetria, pero, si debería de visitarla.

A distancia, Rubí presume en redes sociales los preparativos de su material discográfico, comparte  imágenes en diversas partes de México, realiza enlaces dónde elige entre un corte argentino uno hamburguesa, una pizza…

Rubí baila y contagia a sus seguidores a ritmo de “No quiero nada”, cuyo vídeo ya suma mas de 109 mil reproducciones… y Demetria y su hijo Felipe sobreviven en Matehuala.

 

Deja un comentario